Colima:
 312 161 4748
Manzanillo: 314 3332404
Cd. Guzmán: 341 412 6649 / 412 5299

 


Rinoplastía

¿Quiénes son candidatos para una rinoplastía?

La cirugía de nariz puede mejorar su apariencia y autoestima, sin embargo no cambiará su aspecto hasta alcanzar el ideal, ni hará que otras personas le traten de forma diferente. Los mejores candidatos para la rinoplastía son personas, físicamente sanas, realistas y mentalmente estables que buscan mejorar su aspecto físico. La edad es también considerada. Es preferible no realizar esta cirugía a adolescentes hasta que no hayan completado su desarrollo (alrededor de los 14 ó 15 años en mujeres y poco más para los hombres). Es importante considerar el ajuste emocional del adolescente, y asegurarse que es lo que él o ella desea realmente.

¿Qué necesita saber sobre la rinoplastía?

La rinoplastía es una de las cirugías plásticas más comunes. Se puede reducir , o aumentar el tamaño de la nariz , así como cambiar el ángulo entre la nariz y el labio superior. También es posible corregir defectos de nacimiento, por accidentes o pacientes con problemas respiratorios.
Si está pensando en una rinoplastia, este apartado le dará la información básica sobre este procedimiento. Sin embargo, no podrá responder a todas sus preguntas. Antes de decidir una intervención, piense detenidamente sobre sus expectativas y platíquelas con su cirujano.

Para planear su intervención

En su primer visita al cirujano se le preguntará sobre sus expectativas y se le dará una explicación con posibles soluciones de acuerdo con su fisionomía y sus características particulares. Este primer contacto y la confianza mutua son esenciales para el buen desarrollo de la cirugía. No dude en hacer todas las preguntas que le surjan en relación con el caso. Su cirujano le explicará las técnicas y la anestesia que utilizará, así como los medios del lugar donde se realizará, los riesgos y los gastos que incluye, así como cualquier opción que exista.

¿Cómo es la intervención?

La rinoplastia se realiza con anestesia local o general. Esto dependerá del procedimiento y de lo que usted y el cirujano decidan. Su duración es normalmente de 1 a 2 horas, aunque algunos procedimientos pueden durar más tiempo. Durante la intervención,la piel de la nariz es separada del armazón del hueso y de los cartílagos que se esculpen en la forma deseada.La técnica depende particularmente de su problema. Finalmente se recubre de nuevo el armazón con la piel. Algunos cirujanos realizan la rinoplastia por dentro de la nariz, haciendo incisiones dentro de los orificios nasales. Otros prefieren la técnica “abierta”, especialmente en casos más complicados, la cual consiste en hacer una pequeñas incisiones en la colmuela (la zona vertical de la piel que separa los orificios nasales).

Corrección funcional

El cirujano plástico no solo está capacitado para corregir problemas estéticos nasales de forma y volumen, sino que cuenta con los conocimientos necesarios para la corrección de problemas funcionales nasales (obstrucción, cornetes, tabique desviado, etc.), mismos que se valorarán en conjunto durante la primera visita, con el objetivo de aprovechar la intervención quirúrgica y no solo mejorar el aspecto estético nasal, sino también el funcional.

La intervención paso a paso

  1. Las incisiones se hacen en las narinas, para facilitar el acceso al cartílago y al hueso, los cuales pueden ser esculpidos de acuerdo a la forma deseada.
  2. El cirujano elimina la giba usando una lima, luego junta los huesos nasales para formar un puente más estrecho.
  3. Mediante la manipulación del septum (pared que divide los conductos del aire, comunmente llamdo "tabique") se mejora el ángulo entre la nariz y el labio superior.
  4. Para ayudar a la nariz a mantener su nueva forma, puede que le pongan unos apósitos de yeso, metal o tablillas de plástico en los orificios para estabilizar el septum.

La recuperación

La mayoría de los pacientes operados de rinoplastia estarán de pie al día siguiente y podrán realizar sus actividades normales en una semana. Sin embargo transcurrirán varias semanas hasta que se encuentre en plena forma. Su cirujano le dará instrucciones para volver a su vida normal, en las cuales le puede recomendar lo siguiente:

  1. Evitar ejercicios violentos durante 2 ó 3 semanas.
  2. Evitar golpear, frotar su nariz o tomar sol durante 8 semanas.
  3. Extremar precauciones al lavarse la cara, el cabello o maquillarse.

Su cirujano le verá varias veces durante el siguiente mes a la intervención para valorar su recuperación, estando siempre a su disposición para cualquier consulta o duda.

Su nuevo aspecto

En los días siguientes a la intervención, es fácil olvidar que se verá mucho mejor. Éste tranquilo, esto pasará. Día a día su nariz y su ánimo comenzarán a mejorar. En una semana o dos, ya no parecerá que ha sido operado. Hay que considerar que la recuperación es un proceso gradual y lento. Los resultados finales de una rinoplastía puede que no sean aparentes hasta pasado seis meses o poco más. Sea paciente y logrará sentirse a gusto consigo mismo.